16/07/2018 admin 0Comment

Muchos de vosotros estáis comenzando las vacaciones de verano o estáis buscando ese destino idílico que bien os merecéis.

 

Es fundamental que prestéis atención a las posibles intoxicaciones alimentarias que puedan aparecer sobre todo en los países mas exóticos, donde también pueden aparecer Salmonella, Shigella o cólera, E. coli, entre otras.

 

A menudo no tomamos las suficientes precauciones alimentarias durante un viaje, y disfrutrando de todo lo que puede ofrecer el destino, nos olvidamos de pensar en nuestro bienestar y en lo que estos alimentos desconocidos pueden afectar a nuestro cuerpo.

 

Puede ocurrir que la población autóctona esté habituada a la presencia de ciertas bacterias en su vida cotidiana, de ahí que a éstos no les afecte como pueda hacerlo a los turistas.

 

Lo más recomendable en todos los casos es ser cauto y prevenir cualquier posible riesgo.

 

Los alimentos crudos, la falta de medidas de higiene pertinentes o simplemente el agua de grifo, o los cubitos de hielo suponen los mayores riesgos alimentarios durante un viaje

 

Consejos  a seguir

-Es importante, siempre pero sobre todo cuando se viaja, lavarse bien las manos antes de tocar alimentos;

-no consumir alimentos crudos o poco cocinados como carne; no comer fruta que ya ha sido pelada;

-tener especial cuidado con los puestos ambulantes que sirven comida;

-beber agua que se sepa con seguridad que es potable (no confiar en fuentes cuya potabilidad no está asegurada)

-evitar poner hielo en las bebidas.

-si tienes alguna alergia o intolerancia alimentaria, infórmate antes de probar nuevos alimentos

 

Y sobre todo, disfrutar las merecidas vacaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *